Síguenos:




Número 22 - Abril de 2011   

Artículos

 
Pentateuco: Eccehomo y Bon Ice

Leoncia Veagrís

 

Eccehomo y Bon IceEs una de mis taras, y no voy a gastar tiempo en disimularlo ni mucho menos en justificarme. Lo confieso de frente: Me apasionan las procesiones de Semana Santa.

Puesto a rememorar, es muy probable que mi extraña afición haya nacido cuando tenía 7 años, un Domingo de Ramos en el que uno de los locos del barrio, Alirio, entró en éxtasis ante la lujosa figura de Jesús sobre un hermoso burro de yeso, cubierto por un fino manto oro y carmesí que desbordaba la parihuela. Alirio quiso subirse, y como no lo dejaron los organizadores, jaló con rabia el manto y ¡cataplum! , de nuevo a la Tierra bajó el Redentor, esta vez con estrépito y acompañado de su montura. Con las esquirlas del santo seguramente habrán hecho reliquias; con los pedazos del burro sé que pintamos muchas golosas y vueltacolombias.

Desde aquello, y de tanto asistir a esos días de teatro católico, devine en coleccionista de imágenes religiosas. Pero no de santos, vírgenes y beatos, no. Colecciono imágenes mentales de las procesiones, imágenes de esas imágenes que se pasean cada año por las calles entre curas, tules e incienso, bamboleándose en los hombros penitentes de la feligresía.

Recuerdo, por ejemplo, el miedo que me dio cuando vi a un malencarado centurión de pantaloneta y guayos como defensa central del equipo de fútbol de San Cristóbal. Era el mismo gigantón rústico que había llevado a las patadas al Nazareno hasta el Calvario durante la Semana Santa en vivo y que ahora enfrentaba a mi hermano mayor, delantero en el equipo contrario. Y cómo olvidar la procesión de prendimiento a la que tuve oportunidad de asistir en la mística Popayán, cuando en medio de la oscuridad y el silencio, roto solamente por desgarradores redobles, sentí que me llamaban desde el paso mayor: "Leo, Leo, venga". Si el Nazareno, camino a la muerte, quería llevarme consigo, no pudo encontrar mejor escenario. Me acerqué al palio con la mirada más pía que pude y la elevé para buscar los ojos salvadores del Eccehomo. Alelada, sentí de nuevo la voz en mi oído: "Qué más Leoncia, soy Ugarte, estudiamos juntos en el colegio". La voz inconfundible de mi excompañero costeño salía de uno de los capirotes morados que distinguen a los cargueros.

Hace poco pude asistir a una muy rara procesión. Fue en El Congolo, un barrio con poquísima utilería sacra pero con un párroco tan recursivo que, a falta de costosos santos, montó las procesiones con los pingüinos que prestaron varios vendedores de Bon Ice de la vecindad. Sí, con esos animalotes negros de fibra de vidrio que pueblan esquinas y semáforos de la ciudad con los helados adentro. Y bien que le fue al curita, pues tendrían que haber visto lo fácil que se adaptaron los pingüinos a sus papeles, no sólo porque su tamaño —más grande que el de una persona normal— los hacía sobresalir, sino que por estar dotados de rodachinas no hubo necesidad de construir andas ni palanquines. Vestirlos también fue sencillo y barato, pues ya tenían el luto propio: Un mantón de muselina para La Magdalena, un corte de terciopelo verde y un lazo para San Juan, un palo de escoba como lanza para el soldado romano (y las cerdas de la misma escoba como casco), y una corona de alambre para Cristo Rey.

Dos lunares tuvo la original Semana Santa con pingüinos de El Congolo. La ceremonia del lavatorio de pies se vio deslucida por no prever que al limpiarles las patas el paño saldría untado con la grasa de las ruedas. Y, con toda franqueza, teniendo en cuenta que los pingüinos Bon Ice nunca dejan esa sonrisita, no debieron incluir la crucifixión.

 
Mis semanas santas   ¿Parranda santa?   Eccehomo y Bon Ice   Barrabás   Garita Santa
  Name  
  Email
  Comment  
Imagen CAPTCHA
Enter the code shown above

Truly, this article is really one of the very best in the history of articles. I am a antique ’Article’ collector and I sometimes read some new articles if I find them interesting. And I found this one pretty fascinating and it should go into my collection. Very good work! Ice Cream Kansas City Cake

pioneerseo  18/sep./2019 08:18:

Penipro is the best Ayuevedic sex power capsule & penis enlargement pills which help you to boost your libido.Free Consult 9311-302-302.Now boost your sexual stamina and increase penis size with Penipro pure ayurvedic penis enlargement capsule in natural way without any side effect. Easily gain 2-3 inches to your penis and make it hard and strong with increased thickness. One Stop solution for all your sexual problems is Penipro ayurvedic medicine for increasing penis size.

sex power pills  18/sep./2019 05:15:

My partner and i bookmared your internet site a couple of days ago coz your blog impresses me personally. Barber shop near me

mtom  16/sep./2019 07:56:

Our escort service in Chandigarh are easily accessible for outcalls to genuine the absolute finest hotels or apartments just and provide techniques for everyone. If there are not too many issues, check out our web pages and book your own free preferred online or contact us whenever there are options for the same day among the seven days (24x7). Escorts Service in Chandigarh Escorts Service in Panchkula Escorts Service in Zirakpur Escorts Service in Mohali Escorts Service in Manali Escorts Service in Shimla Escorts Service in Dehradun Escorts Service in Mussoorie Escorts Service in Haridwar Escorts Service in Rishikesh Escorts Service in Goa

punjabimodel4night  15/sep./2019 09:01:

I think that thanks for the valuabe information and insights you have so provided here. los angeles auto insurance

dsdsds  14/sep./2019 10:59:
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 ...
Universo Centro