Síguenos:




Número 25 - Julio de 2011   

Artículos
Lo que no fue

 

Lo que no fueEl clímax de las frustraciones puede ser más entrañable que el arrebato de los títulos. Lo que nunca fue tiene siempre una luz entrañable y guarda la extrañeza de los sueños. Colombia, la selección y el país, carga dos grandes ilusiones malditas. La primera fue nuestro Mundial Colombia 86, que se dice arrasado por las llamas del Palacio y los hielos del Ruiz, pero se perdió desde años antes. Es triste: Maradona sería barranquillero por adopción y Jean-Marie Pfaff habría dormido en Pereira. Además la primera piedra del Metropolitano la puso Turbay Ayala. Una marca nacional. Colombia fue elegida por un extraño azar pero desde el principio pareció raro jugar por allá: "Nadie quiere ir, pero tendremos que ir. Nadie puede quitarle la sede. La única solución es la renuncia", decía Artemio Franchi, presidente de la UEFA. Y Colombia renunció empujada por la FIFA.Las exigencias de aeropuertos, estadios, autopistas y trenes en vez de ferrocarriles fueron suficientes para que el posible balón Quimbaya fuera Azteca. Belisario sentenció todo con una frase vendedora: "No se cumplió la regla de oro según la cual el Mundial debía servir a Colombia, y no Colombia a la multinacional del Mundial". Quedó un pliego de estampillas para enmarcar. Con Naranjito como testigo y un Colombia 86 en papel sellado.

Nuestra segunda ilusión fue más cierta. Al menos mostró las garras del Cóndor y las posibilidades del Palomo. Ganamos por cinco donde se soñaba con el empate y Diomedes cantó un himno como era: yo soy mundial, yo soy mundial... Terminó como ya sabemos. Ahí queda una muestra del delirio que mereció la selección, un fresco del equipo de los sueños, empotrado en el bar La Estancia, en el Parque Bolívar, con una extraña águila de hierro cuidándole la espalda que según nuestro ojo y la mano del pintor formaba así: De pie de izquierda a derecha: Leonel, Usuriaga, Perea, Andrés, Higuita y Maturana. Inclinados: Villa, Iguarán, Valderrama, Rubencho, Chicho Pérez y Wilson Pérez.UC